Te atiendo en mi consulta y online. Lunes – Domingo, 9:00 – 22:00

Ansiedad y el temor a volverse loco

Es necesario distinguir los trastornos de ansiedad de las sensaciones relacionadas con los nervios o la agitación que surge espontáneamente cuando debemos hacer frente a una situación desafiante. Los trastornos de ansiedad abarcan múltiples formas y manifestaciones, pero en una forma no adaptativa, se  vive con angustia y con numerosos síntomas físicos y mentales. Pueden darse ataques de pánico recurrentes, pensamientos irracionales, y síntomas similares a los de un paro cardíaco, además de otros procesos psicosomáticos desagradables que pueden interferir gravemente en la vida cotidiana, e incluso paralizar a quien lo sufre.

 

 Considerando la crudeza de los síntomas, se ha revelado el dato impactante de que las personas que sufren de ansiedad deben recorrer una media de cinco especialistas para lograr que su trastorno se diagnostique. Tras el diagnóstico, el camino tampoco suele ser fácil a causa de la ambigüedad y confusión de información, relativa a los tipos de terapias y terapeutas que son más adecuadas para cada caso.

La terapia cognitivo-conductual, ha sido de las estudiadas hasta el momento, la que se ha revelado de mayor eficacia para el tratamiento de los trastornos de ansiedad. A pesar de ello, la desinformación generalizada, hacen que se recurra con frecuencia al tratamiento farmacológico como única estrategia, lo cual supone un afrontamiento parcial que no acaba con el problema, sino que lo cronifica, produciendo un deterioro en la confianza del paciente hacia sí mismo y hacia el profesional sanitario.

Además de la inseguridad, y el miedo característicos en los trastornos de ansiedad, existe un sentimiento de descontrol, de completo desorden y una sensación de irrealidad, por lo cual las personas que lo sienten creen que se están volviendo locos.  En casos de ansiedad muy elevada, coexisten las  llamadas “fobias de impulsión”, que se perciben como una pérdida de control sobre el propio pensamiento, y por ende, el riesgo de dañarse a sí mismo o a los demás. Este pensamiento es especialmente angustioso cuando el pensamiento gira en torno a dañar a un familiar, a un niño, o a alguien particularmente indefenso o querido. De aquí, que por ejemplo, la visión de objetos punzantes, cuchillos, balcones altos, o quedarse al cuidado de niños pequeños,  suponga algo muy desagradable en los casos de fobia de impulsión).

Estos pensamientos no suponen de ninguna manera que la persona vaya hacerlo ni lo desee. Es justo lo contrario, lo temen tanto, que se convierte en una obsesión por evitarlo en caso de perder el control, activando todas las alarmas para advertir el riesgo, que es por cierto, completamente inexistente.

Estos pensamientos y obsesiones, son interpretados como una señal de enfermedad mental, como la esquizofrenia. De hecho, si una persona con este trastorno me está oyendo ahora mismo, es posible que esté sufriendo taquicardia por oirme decir “esquizofrenia”. Para su tranquilidad y vuestro conocimiento, es imposible volverse loco como una consecuencia de un trastorno de ansiedad.

De igual forma, se teme la muerte, la enfermedad, y por ello se tienen conductas que responden a la llamada “figura del detective”, que consiste en la búsqueda intensiva de “pistas”, que confirmen las sospechas de que algo terrible está sucediendo.

Por eso, se hace tan necesario evitar las búsquedas por internet, sobre enfermedades, y diagnósticos, ya que disparan la ansiedad, y empeoran los síntomas. Lo adecuado en este caso, es iniciar un programa para reducir la ansiedad.

Si en este momento no puedes iniciar una terapia, puedes rebajar tu ansiedad siempre que no sea muy elevada, practicando deporte, meditación, dando paseos, o realizando actividades gratificantes. Es muy importante, tener el tiempo organizado en actividades productivas o placenteras, ya que el aburrimiento, propicia los pensamientos catastróficos, que son los que alimentan el trastorno.

Si quieres hacerme alguna pregunta sobre la ansiedad, o sobre la terapia cognitivo-conductual, puedes escribir tu consulta a través de esta web y te contestaré lo antes posible.

Espero que esta información haya sido de utilidad para ti, muchas gracias por tu atención.

Coste y duración de la terapia.

Pide tu cita

Estaré encantada de atenderte en consulta u online, en el siguiente horario:
Lunes – Domingo: 9:00 – 22:00

Acepto el Aviso legal.

Puedes encontrarme en…

Te puede interesar

  • En serio… ¿Cómo estás? Piénsalo un momento, respira… y sé bienvenido. Aquí puedes ser tú mismo, ponte cómodo, puedes descalzarte, recostarte, e inclus...

  • El Síndrome de las Hadas no es cuento, la psicología ha creado nombres tales ,como licantropía clínica, complejo de Peter Pan, complejo de Edipo, de U...

Testimonios

Ana Marina Lopez Rojo
Ana Marina Lopez Rojo
18:59 08 Sep 17
Me alegra mucho tener la oportunidad de publicar y valorar lo que está siendo mi experiencia con María. Ha sido un gran encuentro, ella lo sabe. Su forma de motivar, de transformar , de hacer ver las cosas, sus palabras tan sabias, sus herramientas y sobre todo la rapidez con la que llegó a comprender la situación en la que me encontraba. Hoy sonrío con ella después de tantos cambios y aprendizaje y aunque todavía nos queda camino, sigo encantada con su terapia y esta siendo un placer. Todos necesitamos un poquito de María, esto lo tengo claro... de su cercanía y de su sabiduría. Gracias María.
Néstor Prismaidea
Néstor Prismaidea
12:21 01 Nov 17
En mi relación de pareja, María ha sido un gran apoyo para soliviantar disensiones y situaciones que se llevan con mayor seguridad guiado por alguien con su aquilatada experiencia y tacto. Recurro a ella como un recurso facilitador en varios planos de mi vida personal y profesional. Espero que pueda ayudar mi recomendación a quien esté sopesando consultarle. Saludos a los lectores, y un abrazo para ti, María.
Conchi Ballesta
Conchi Ballesta
08:51 18 Nov 17
Me ayudo en un momento en el que mi autoestima estaba por los suelos. Y si me volviera a pasar o recaer no dudaría en ponerme en contacto con ella. Al igual que necesitamos medicación o tratamiento cuando estamos enfermas, nuestra mente también lo necesita y María es una gran guía en este proceso
miguel franco
miguel franco
09:19 16 Sep 17
Conocí a María Claros por un problema de pareja. Jamás creí que pudiéramos solucionar nuestros problemas en tan pocas sesiones. Nos hizo ver en que nos estábamos equivocando, y nos ayudo a entendernos. Hoy comparto con mi pareja unas de las mejores etapas de mi vida. De verdad María, muchísimas gracias, has mejorado nuestras vidas. Gracias por tu profesionalidad y por tu paciencia.
Javi Morales Navas
Javi Morales Navas
22:48 02 Nov 17
Aunque inicialmente contacté por Internet, me sentí en buenas manos y confiado desde la primera sesión. María ha sido una luz esclarecedora en ciertos momentos de confusión. El trato es inmejorable, del todo recomendable desde mi experiencia. Gracias por tu profesionalidad y atención, María.
Ver todos los comentarios
Ansiedad
Valora tu página